Close

Tranquilo, auténtico y con clase. El Port d’Andratx ha pasado de ser un pequeño pueblo marinero del Mediterráneo a convertirse en una de las zonas más exclusivas para vivir en Mallorca: un rincón único en el que lujo y estilo de vida se dan la mano.

Ubicado al suroeste de Mallorca, en una de las costas más hermosas de la isla, el Port d’Andratx está apenas a 30 km de Palma, conectado por autopista con la ciudad, pero lo suficientemente alejado para vivir protegido del bullicio, el tráfico y el ajetreo de la vida urbana sin renunciar a las comodidades y los mejores servicios.

Esta situación estratégica ha atraído a grandes inversores y personalidades de la sociedad rusa y alemana, que han apostado por comprar una casa de lujo en Mallorca y convertir Port d’Andratx en su lugar habitual de residencia en la isla.

La intimidad y seguridad que ofrece este encantador pueblo marinero es otro de los factores clave que han contribuido a colocarlo en la cabeza del ranking de los mejores lugares para vivir en Mallorca y su ambiente selecto ha instaurado en él un estilo de vida propio, donde lo auténtico prima por encima de todo.

Lejos del turismo de masas, el Port d’ Andratx presume de su buen gusto y de su vida animada, llena de propuestas culturales que poco tienen que envidiar a las de algunas ciudades europeas: la villa tiene numerosas galerías de arte y uno de los mejores centros de arte contemporáneo de Mallorca, el CCA de Andratx.

La tranquilidad impera y las mañanas en esta pequeña villa marinera se desperezan en sus cafés de lujo y sus terrazas junto al mar, donde el olor a café y tostadas se confunde con la brisa del Mediterráneo.

A pesar de su reducido tamaño, el Port d’Andratx ofrece todos los servicios necesarios para llevar una vida cómoda y plácida sin necesidad de acudir a la ciudad: supermercados y pequeñas tiendas tradicionales nutren las despensas de las elegantes villlas y chalets que salpican la costa, mirando al puerto.

Y es, precisamente, el puerto el que ofrece a sus vecinos los mejores manjares: cada día, los pescadores depositan en la lonja lo que han logrado capturar en sus pequeñas barcas. De este modo, comer marisco y pescado fresco en el Port d’Andratx es casi un ritual diario, tanto si uno quiere prepararlo en casa o degustarlo en uno de los exclusivos restaurantes que hay al pie del mar.

Comprar casas en Puerto de Andratx , Mallorca

Consulte nuestros especialistas inmobliarios llamando al  telefono 971 53 22 21 / 971 68 40 00

Go top UA-8118413-1